4 de agosto de 2014

Dios y el sufrimiento


Dios y el sufrimiento 
 
¿Por qué Dios permite el sufrimiento? ¿Dónde está Dios cuando pasan cosas malas? ¿Dónde está Dios cuando sufrimos? ¿Sufrimos porque Dios no existe? ¿Por qué le pasan cosas malas a gente buena?
R: Los cristianos se inventaron su propio dios, un dios bueno, misericordioso, amoroso, bondadoso, que no está descrito en la Biblia. El dios de los cristianos no tiene nada que ver con el dios de la Biblia.

Sencillamente, no hay manera de encubrirlo: vivimos en un mundo lleno de sufrimiento.
R: Las religiones se nutren del sufrimiento, personas alegres y felices no necesitan a dioses, religiones e iglesias que les prometen una vida feliz después de muerto.  

En éstos momentos, nos invaden un torrente de sentimientos – desde tristeza hasta rabia. No importa lo que pienses sobre Dios, todos nos enfrentamos al sufrimiento. Ser humano significa que el momento llegará en el cual el sufrimiento nos alcanzará.
R: La tristeza es un sentimiento natural, la rabia es humana, y siempre nos vamos a encontrar con momentos en los cuales sufrimos, pero también tenemos momentos de mucha alegría, pero las religiones, cómo ya lo dije, no necesitan a personas alegres.  

C.S. Lewis – uno de los más importantes teólogos de nuestros tiempos – escribió en el momento que perdía (y eventualmente perdió) a su esposa en “A Grief Observed”:
“¿Dónde está Dios? Vamos a donde Él cuando ninguna otra ayuda está disponible – y ¿qué encontramos? Una puerta que se cierra en tu cara y el sonido del seguro cuando llega a su lugar [...] Vez tras vez, cuando Él parecía más cercano, lo que hacía era preparar mi próxima tortura.”
R: Cuando ninguna ayuda está disponible es el fin. Recurrir en un momento de pesadumbre a un dios es pérdida de tiempo, en vez de ir a una iglesia o rezar “Diosito ayúdame”, las personas que han llegado a la plena madurez buscan las soluciones y se auto ayudan – esto lo digo por experiencia propia.

¿Alguna vez te has sentido así? No estás sólo/a. Es en el sufrimiento que nacen todas las preguntas humanas sobre Dios.
R: Y el cristiano se creó a un dios misericordioso

El Problema del Mal

En una entrada anterior, esta línea de preguntas sobre Dios y el sufrimiento se conoce como “El Problema del Mal.”
En aquella entrada, se hizo una distinción importante entre el Problema Intelectual del Mal y el Problema emocional del Mal:
El problema intelectual del mal – trata con dar explicaciones razonables de la coexistencia de Dios y el mal.
El problema emocional del mal – trata con consolar a aquellos que están en medio del sufrimiento y disolver la apatía emocional que la gente le tiene a un Dios que permite tal mal.
En la entrada mencionada, se trató con el problema intelectual del mal. En esta entrada, queremos ofrecer algunos puntos claves para recordar para cuando estamos atravesando un momento de dolor y de tristeza.
R. Ver:
¿Existe la maldad?

Punto #1: Dios no es el creador del mal

Dios es el máximo bien, por lo cual el mal no puede salir de Él; ni Él es malo. No puede serlo. Como tal, lo que llamamos como “mal” es una inexistencia ontológica – es algo que es real, pero no existe. Piensa en el agujero que hay en el centro de una dona. El agujero es real, pero no te lo puedes comer. No puedes comerte la dona y dejar a un lado el agujero. El agujero está donde no hay dona – pero si no hay dona, tampoco hay agujero. De igual forma, sabemos que está el mal porque sabemos lo que es el bien. Si el bien no existiese, no hubiese manera de identificar qué es el mal. Si el bien proviene de Dios, entonces le decimos “mal” en donde no hay bien. El mal es como el agujero de la dona.
R: Este mismo argumento absurdo, también se puede aplicar al bien o a cualquier otra cosa. Sin embargo el dios de la biblia sería el creador de todo, incluyendo el mal. el mal no se creó a sí mismo, cómo tampoco el hoyo de la dona. Pero los cristianos se crearon a un dios que no es omnipotente, no creó al mal, ese díos cristiano tampoco puede mentir, mientras que el dios de la Biblia si miente.

Punto #2: Dios puede utilizar el sufrimiento para alcanzar un bien

El mejor ejemplo de eso es Jesucristo en la Cruz. El sufrimiento más horroroso y la pérdida de un Hijo – todo porque Dios sabía que el beneficio de la Salvación era mucho mejor y por encima de cualquier dolor o sufrimiento que Él pudiese soportar.
R: Un dios que sacrifica a su propio hijo para perdonar los pecados – quebrantamientos de dictámenes de ese dios – para auto justificarse, es de una inmoralidad que no tiene nombre. Esto no es sufrimiento para mejor. Sufrimiento para mejor por ejemplo, es cuando alguien debe someterse una un intervención quirúrgica, que en un m omento dado le puede causar dolores. 

Es Su misericordia, Dios ha extendido esta promesa para las personas que aman a Dios. Dios desea crear Su carácter en ti, por lo cual siempre Dios puede sacar un beneficio de cualquier situación. Con corazones dispuestos, debemos preguntar “¿para qué?” en vez de “¿por qué?”
R: Un dios que sacrifica a su hijo, o es un enfermo mental o un monstruo, pero en ningún caso un dios misericordioso. A un ser omnipotente piadoso le hubiera bastado con decir “perdono todos los pecados cometidos contra mi” y listo. Pero el dios bíblico, por amos sacrificó a su propio hijo.

Punto #3: A Dios le importa nuestro sufrimiento

Hay quienes piensan que Dios es ajeno a nuestro dolor. Tal vez se compadece pero no sabe lo difícil que es lo que estamos pasando.
En su libro “The View from a Hearse” (“La vista de un carro fúnebre”), el Pastor Joseph Bayly hace el doloroso recuento de la pérdida de sus tres hijos. Cuando su tercer hijo estaba en su lecho de muerte, ya nadie lo visitaba como solían a hacerlo. ¿Qué iban a decir? Ya él lo había escuchado todo: “Ten fe”, “Dios tiene el control”, “Dios está contigo.” Escribe Bayly que un día, llegó un señor que llevaba poco tiempo yendo a la iglesia. Sin decir una palabra, el señor lo besó, lo abrazó y se echó a llorar encima de Bayly. Bayly se descompuso y ambos calleron en llanto al suelo. Después de un tiempo, el hombre se levantó, lo abrazó por última vez y luego se fue. Nada fue dicho. Bayly dice que “en ningún momento Dios me había ministrado tanto. Más allá de saber que Dios estaba conmigo, yo necesitaba sentir que Dios sufría conmigo. Que le dolía la situación de mi hijo tanto como me dolía a mi.”
R: Aquí cabe preguntarse: ¿Ese dios lloró cuando su hijo fue sacrificado? 

Dios conoce nuestro dolor y sabe lo que es el sufrimiento, Él mismo haciéndose hombre y sufriendo el oprobio y la muerte. No tenemos un Dios que no sabe por lo que pasamos (Hebreos 4:15), sino que Aquel que sufrió sabe por lo que estamos sufriendo y nos ofrece esperanza (Romanos 8:28).
R: Un dios que se convierte en su propio hijo, que se hace matar para redimir a la humanidad, es digno de un cuento de la “Mil y una Noches”

Punto #4: Dios se deshará del mal y el sufrimiento

Hay muchas personas que piensan que el hecho de que Dios aún no ha eliminado el mal y el sufrimiento significa que no lo hará. Eso no es cierto. La Palabra promete que llegará el momento que “enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor [...]” (Apocalipsis 21:3-4).
R: ¿Y por qué no ha eliminada todo el mal todavía? Lo que los cristianos llaman el mal es en realidad una banalidad. Nuevamente los cristianos ponen sus esperanzas en un dios que ellos mismos se inventaron, y que no es el energúmeno del antiguo testamento

Dios eliminará todo el mal, el sufrimiento y todo aquello (y quiénes) lo provocan. El que no lo haya hecho no significa que no lo hará. 
R: Los creyentes, en vez de tratar de resolver sus problemas ponen toda su esperanza en un ser todo poderoso inventado por seres humanos

¿Por qué no lo ha hecho todavía? Para darle oportunidad a quienes no lo conocen a que lo conozcan:
“El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento.” (2 Pedro 2:9)
R: Una virtud que el dios de la biblia no tiene la paciencia. Yo me arrepiento de los “pecados” que no he cometido.

Punto #5: Cualquier sufrimiento que tengamos en esta Tierra no se compara con lo que Dios tiene para nosotros en el Cielo.

Es esperanzador pensar que, para aquellos que aman y confían en Dios, hay una vida eterna llena de gozo – libre de dolor y sufrimiento. El gozo que Dios nos da va mucho más allá de la felicidad que podramos tener. Y este gozo viene de, entre otras cosas, en la esperanza de la vida eterna.
R: El cristianismo promete algo que sabe que no puede prometer, una falsa esperanza, dicen: “hay una vida eterna llena de gozo”, hablan de saber algo que no se puede saber, y esto se basa en un auto engaño.

Imagina que te levantas un primero de enero y tienes un día pésimo. Te levantas y te caes de la cama, te rompes el brazo, la ambulancia choca de camino al hospital, se rompe la máquina de rayos-x, el doctor se tarda en atenderte, y cuando -al fin- llegas a tu casa, no hay internet. Un día pésimo. Sin embargo, a medida que pasa el año, cosas buenas suceden. Tu jefe te da un aumento en sueldo, fuiste seleccionado como el ganador de un auto nuevo en un concurso, te llama un número equivocado a tu móvil y resultó ser tu director de cine favorito, quién te ofrece una parte en su película (¡junto a tu actor/actriz favorita!), y ¡te ganas el Óscar!
Ahora imagina que es el 31 de diciembre de ese año y, en una fiesta, te preguntan: “¿Cómo ha sido tu año?” ¿Podrías decir que fue un año malo, aunque tuviste un día pésimo? Cuando pones un día malo dentro de 364 días buenos, el peso de lo bueno hace que lo malo sea llevadero. De la misma forma, cuando ponemos en perspectiva los 70 años que dura nuestra vida con lo que es la eternidad, nos damos cuenta de que nuestras vidas son una gota dentro del océano de la eternidad de Dios. El día que vivimos en esta vida será un pestañar ante la eternidad que compartiremos con Dios.
R: Irrelevante, ya que se basa sólo en un cuento. En nuestras vidas siempre nos vamos a encontrar con cosas agradables y desagradables. No existe lo puramente bueno y lo netamente malo.

Ser humano significa que, en algún momento, nos enfrentaremos a un momento de profundo dolor. Al recordarnos de los puntos anteriores, empezamos a ver la esperanza y el amor de Dios en medio de los momentos más difíciles y confusos. Estos “puntos de luz” nos ayudarán a navegar a través de la tempestad de la confusión – no sin dolor, pero con esperanza.
R: Ya lo mencioné arriba, las religiones y en especial el cristianismo se nutre del dolor, del sufrimiento, de la pena, para poder ofrecer un imaginario gozo en un inexistente paraíso. Las religiones nos ofrecen esperanzas y nos hacen promesas que no se pueden cumplir

Por último, Jesús nunca escondió la realidad del dolor y el sufrimiento pero sí nos dio una esperanza en Él mismo:
“Les he dicho todo lo anterior para que en mí tengan paz. Aquí en el mundo tendrán muchas pruebas y tristezas; pero anímense, porque yo he vencido al mundo.” (Juan 16:33)

R: Según este mito, Jesús “venció” al mundo – sea lo que fuse lo que esto significa – pero esto no nos afecta al resto de la humanidad, nosotros los humanos y todo lo viviente somos parte de este mundo, un mundo natural y real.

22 comentarios:

Diego dijo...

Según el punto #1, el mal no existe. Pero el punto #4 dice que dios lo va a eliminar. Se sigue que dios es todopoderoso, QED.

Albrecht Gundelach dijo...

El argumento que presenta “Verdad y Fe” es, cómo lo mencioné, absurdo.

Jacob Frendug dijo...

albrecht, cualquiera puede decir cosas sin establecer el porque y sin presentar argumetos. todo lo que planteas gira sobre el punto de que dios en un mito, pero donde estan los argumentos que apoyan lo que dices? lo absurdo es lo que haces tu.

observa lo facil que es:

albrecht se ivento una realidad sin dios. es una realidad absurda y estupida. se nutre de frases sin fundamento para tener la paz mental de que lo que hace no tiene consecuancia y su conocimiento de la biblia es ridiculamente limitado.

cualquiera puede ridiculizar.

Albrecht Gundelach dijo...

Para conocer al dios descrito en la biblia, basta con leer un poco el Antiguo Testamento. (ver: La Biblia, un libro diabólico ). Este dios no concuerda en absoluto con un dios bondadoso, misericordioso, bueno y amoroso.
Yo vivo en un mundo real, natural, del cual soy parte integral, un mundo que no me inventé. Los creyentes se inventaron un mundo sobrenatural, cuya existencia no se puede conocer (Ver: Naturalismo versus sobrenaturalismo I, la segunda parte va a aparecer en los próximos días).
Falacias ad hominem, cómo las de este comentario, paso por alto, ya que recaen sobre ls persona que las expresa.

Jacob Frendug dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Rick Lipsett dijo...

¡Hola!
Leyendo tus refutaciones, se me ocurren varias preguntas.

1. Asumes de entrada que Dios no existe. ¿Cómo llegaste a esa concusión?
2. ¿En qué te basas para decir que Dios es una creación humana?
3. En tu opinión ¿Cómo es que el Cristianismo Bíblico se nutre del sufrimiento?

¡Gracias!

Rick Lipsett dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Albrecht Gundelach dijo...

“albrecht se ivento una realidad sin dios. es una realidad absurda y estupida. se nutre de frases sin fundamento para tener la paz mental de que lo que hace no tiene consecuancia y su conocimiento de la biblia es ridiculamente limitado. (SIC)” Es un claro ataque a mi persona, en especial lo de ridículo.

Un clásico argumento de los creyentes cristianos, cuando se les muestra las partes desagradables de la Biblia, que no concuerdan con el concepto que cada cual se ha formado del dios en el cual creen es, que la cita que se menciona está tomada fuera de contexto, y el otro argumento, ya muchas veces escuchado por nosotros, los ateos, es que nuestros conocimientos bíblicos son limitados.

Referente a “no me hace logica como dios es malo si elimina la maldad y quienes la promueven. (SIC)” Se pueden mostrar una enorme cantidad de versos bíblicos que demuestran claramente, que esta afirmación es errónea.

Vivimos en un mundo físico compuesto por átomos y partículas subatómicas que no son una ilusión.

Todas las personas, en un momento dado ponen sus esperanzas en algo, cuando están en problemas. Las personas sensatas ponen sus esperanzas en cosas reales tangibles y no en imaginarios dioses.

Ya Platon definió lo que es el conocimiento: Es aquello necesariamente verdadero. Mientras que la creencia y la opinión ignoran la realidad de las cosas.

Aquello que no pertenece al mundo natural no es posible conocer, no se puede saber nada al respecto, sólo creer, imaginar o especular.

Albrecht Gundelach dijo...

El señor Jacob Frendug publicó un comentario el día 06 del poresente. Pido disculpas a mis lectores,lo borré pero no fue mi intención de hacerlo, hice clic probablentge en eliminar en vez de publicar.

Se debe posiblemente a un defecto en mi vista, específicamente en mi ojo izquierdo, con el cual veo todo distorcionado. Espero que una opoeración, a la cual me voy a someter prontamente re'pare en algo este defecto.

Tambien le pido al señor Frendug, volver a escribir su comentario de ese día. No tengo ningún inconveniente en puiblicarlo.

Albrecht Gundelach dijo...

Hola Rick,
Antes de responder, quiero aclarar que tu comentario apareció 7 veces repetido. Las seis sobrantes las voy a eliminar.

1. Cómo la mayoría de los ateos, alguna vez fui creyente. Era luterano aun que nunca me confirmé. No comprendí lo de “amaras y temerás a Dios”, a los 14 años me retiré de las clases de confirmación y nunca más asistí a un servicio divino de la iglesia luterana. Y a pesar de haber sido luterano, me eduqué en colegios católicos.
Seguí creyendo en Dios, hasta que en un momento dado, comencé a leer libros sobre religión, historia, ciencias, filosofía, (Feuerbach, Fromm, Nietzsche, Kant, entre otros) etc. - no los que uno lee normalmente en las escuelas – y me puse a cuestionar todas las cosas en las que creía. Finalmente llegué a la conclusión, que los dioses sólo existen en las mentes de las personas que creen en ellos.

2. Los primeros conceptos sobre divinidades las encontramos en las religiones animistas. Para los humanos prácticamente todo era divino, el viento, el trueno, el sexo, la primavera, etc. o eran dioses o causado por dioses o seres sobrenaturales. Las personas se inventaron “dioses” parea explicarse los fenómenos naturales. Todas estas creencia evolucionaron, llegando a lo que son las actuales religiones.

3. Hay una cita del escritor y poeta alemán Kurt Tucholsky, que lo describe muy bien:
“El humano tiene dos piernas y dos convicciones: Una cuando la va bien y una cuando le va mal. La última se llama religión”
¿Cuando las personas recurren al dios en el cual creen? Cuando sienten que están en peligro, muchos cuando están enfermos o un pariente lo está, cuando se enfrentan a problemas que supuestamente no pueden resolver. No se va a las iglesias a reírse, pero si cuando se está triste, se va a las iglesias a pedir cosas, salud, trabajo, dinero etc. Personas felices y alegres no necesitan a dioses. Los que sufren creen tener que recurrir a los dioses en su auxilio, y de esto se aprovechan las religiones, especialmente las institucionalizadas.

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, disculpa los comentarios repetidos. No veía el mensaje de Blogger que dice, "su comentario espera por ser aprobado" y pensé que se estaba borrando. No fue hasta la última vez que lo copie, que me percaté. ¡Discúlpame!

Me place poder dialogar contigo de manera respetuosa. Gracias por estar abierto a un diálogo sin insultos ni malos ratos, como sucede en otros forums/blogs y sitios web. ¡Es muy refrescante!

Sobre lo que dices en tu punto 1:
Entiendo que naciste en una familia Cristiana, entonces. También puede leer entre líneas, que seguiste los rituales que establecía la religión y posiblemente estuviste expuesto a algún tipo de catecismo en la iglesia o escuela. Ahora bien, ¿Llegaste a buscar una relación personal con Jesús? Para probar si todo eso era real. Pregunto porque a veces la persona que nace en la iglesia, como lo fue en mi caso, no recurre a buscar a ver si Dios existe o una relación con El, pues entiende que ya lo tiene resuelto todo. ¿Llegaste a leer de otro autor que no fuese ateo? como Alvin Plantinga, C.S. Lewis… Me parece que si sólo leíste de un lado del debate, podrías haber sido persuadido sin consideración al otro lado.

Sobre lo que dices en tu punto 2:
Yo veo los mismos hechos que mencionas, y lo que encuentro es un deseo o necesidad en todas las sociedades y culturas primitivas; incluso las actuales, de conocer y experimentar esa creencia básica que todos nacemos con ella de que existe algo más, que está por encima de lo que percibimos con nuestros sentidos. Que es sobre-natural.

C.S. Lewis lo dijo así:

"Las Criaturas no nacen con algún deseo que no tenga manera de satisfacerlo. Un bebé tiene hambre: porque, existe la comida. Un Patito quiere nadar: porque, existe el agua. El hombre tiene deseos sexuales: porque, existe lo que llamamos sexo. Si me encuentro con un deseo que ninguna experiencia en este mundo puede satisfacer, la explicación más probable es que fui hecho para otro mundo. Si ninguno de mis placeres terrenales lo satisfacen, no significa que el universo es un fraude. Probablemente los placeres terrenales nunca fueron hechos para satisfacerlos, sino sólo para despertar y sugerir la cosa real. Si eso es así, tengo que ocuparme, por un lado, de nunca odiar o ser mal agradecido de estas bendiciones terrenales, y por otro lado, nunca equivocarlas esas bendiciones por otra cosa de la cual son sólo una copia, eco o espejismo de ello. Debo mantener vivo en mi el anhelo por mi verdadero país, el cual no encontraré hasta después de la muerte; nunca debo permitir que se tape con nieve o se voltee a su lado y olvidarlo; debo hacerlo mi objetivo número uno en la vida de buscar ese país y ayudar a otros a hacer lo mismo."


Sobre lo que dices en tu punto 3:
Creo que asumes que todos buscan un dios cuando están pasando por algún sufrimiento, ¿pero has considerado que algunos buscan a Dios cuando todo está bien? Si alguien busca de Dios cuando todo está bien, ¿por qué le busca entonces?

Gracias por leer mis comentarios. ¡Qué tengas excelente día!

Albrecht Gundelach dijo...

Asistí de vez en cuando al servicio divino infantil, pero más por una razón de intereses, mi madre nos permitía ir a l cine si íbamos a la iglesia. Las prédicas del pastor nunca me llamaron mayormente la atención. Entraban por una oreja y salían por la otra.
Tuve que aprender los Diez Mandamientos, y en todos aparece “amarás y temerás a dios” y esto no lo entendí nunca.

Hay unos cortos versos al respecto de Lothar Nowak *1944, lo traduje del alemán y viene a continuación de este comentario
Yo daba por acentuado la existencia de un dios.

Con Dios busqué una relación personal. Jesús para mí no era más que un personaje histórico. Pero ahora tengo serias dudas de que realmente existió.

Lo que más le fueron textos sobre historia, especialmente me interesó mucho la revolución francesa y la guerra del pacífico, entre Chile, Perú y Bolivia.


Yo todo veo esto de la siguiente manera: Todo ser viviente nace con un instinto de curiosidad. Queremos saber y experimentarlo todo. Así por ejemplo comenzamos a fumar. Queremos saber cómo funciona el autito a cuerdas y lo desarmamos, lo rompimos.
Buscamos explicaciones para todas las cosas, y la primeras explicaciones que nos hicimos los humanos fueron los dioses. Hoy ya nos podemos explicar gran parte de la naturaleza, y los dioses – lo sobrenatural - ya no son necesarios.

Si alguien busca de Dios cuando todo está bien, ¿por qué le busca entonces?
Buena pregunta. A muchos todavía les resulta más fácil, explicarse el mundo a través de la creación por una divinidad.

Flojera de pensar, supersticiones, bajo nivel de educación, explicaciones pueden haber muchas, pero estos no con forman la mayoría.

Igualmente te deseo que tengas un buen día.

Albrecht Gundelach dijo...

Educación religiosa

Hay que creer
Han dicho y me han mostrado un Dios
En el cual no puedo creer

Hay que amarlo
Han dicho ellos
Me han mostrado a un Dios
Al cual no pude amar

Hay que temerle
habían dicho
y yo no entendí,
porque no puedo amar
a lo que temo
y no tengo que temer
a lo que amo

yo los he odiado
y les he tenido temor
y tuve mala conciencia

se castigará
si no se cree
amenazaron ellos
ahí me dio miedo
y simulé fe

mi mala conciencia
aumentó
porque ahora además
había mentido

Lothar Nowak *1944

marain xavi dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Albrecht Gundelach dijo...

Maraim Xavi
Eliminé tu comentario, porque no se relaciona en absoluto al tema.

Por otro lado este blog no es una plataforma para recomendar o publicar direcciones o blogs ajenos.

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, Gracias por responderme.

Me parece a mí que la relación que tuviste de pequeño, por lo que comentas, parece ser de rituales meramente, como si no hubieses buscado realmente encontrarte con Dios. ¿Me equivoco? ¿Estarías dispuesto a hacerlo?

Con respecto a “amarás y temerás a dios”

Con relación a amar y temer a la misma vez a Dios, puedo indicarte que temer a Dios es respetarle. Igual que debemos temer a nuestros Padres en el sentido de que tienen autoridad sobre nosotros y sabiduría a la que debemos escuchar pues nos son de beneficio seguirles. Entonces amar es una decisión a favor de alguien, así que amar a Dios significa obedecerle para complacerle, porque le amamos.Obedecer a Dios se traduce en beneficios para nosotros, pues haremos sólo lo correcto.

Nunca obedecerle por miedo, pues dejaría de ser amor.

Dices: "Con Dios busqué una relación personal. Jesús para mí no era más que un personaje histórico. Pero ahora tengo serias dudas de que realmente existió."

Existen fuentes fuera de la Biblia que hablan del Jesús histórico. Otros historiadores como: Cornelio Tácito, Gayo Suetonio, Flavio Josefo, Plinio el Joven, Luciano de Samosata, Mara Bar Serapión también escribieron de El. Además si analizamos los datos históricos que sucedieron después de la "alegada" resurrección de Jesús, la única explicación razonable que puede contestar estos sucesos es la resurrección. Las teorías que se han presentado no han tenido el poder explicativo suficiente como para derribar esta creencia que los cristianos afirman.

Más adelante dijiste: "Buena pregunta. A muchos todavía les resulta más fácil, explicarse el mundo a través de la creación por una divinidad. Flojera de pensar, supersticiones, bajo nivel de educación, explicaciones pueden haber muchas, pero estos no con forman la mayoría."

Sabes, yo llegúe a conocer a Jesús en un punto de mi vida donde estaba relajado y bien. No habían problemas ni dificultades como para yo buscar refugio. Aunque ya asistía a la iglesia y demás, no conocía realmente ni tenía una relación personal con Jesús. Pero cuando por fin la tuve, puedo asegurarte que El es real, pues he visto como me ha cambiado a mí y ha dejado huella en mi familia.
Sé que esta evidencia es sujetiva, pero a mí me es la más poderosa de entre las tantas evidencias y argumentos que validan la existencia de Dios y la veracidad de que Jesús es el Hijo de Dios. No llegúe a esa relación buscando una explicación para el Universo. Averiguar si lo que creo es real o no, me ha lanzado a profundos estudios, por lo que no es bajo nivel de educación (también fui a la universidad), y menos flojeras de pensamiento. No considero que sea superstición, de hecho me rehuso a creer en ellas. Y por último, creer en El no es más fácil que no creer. Llevar una vida recta delante de Dios requiere mucho dominio propio.

En verdad pienso que tengo buenas razones para creer que el Dios que predica el Cristianismo es real.

Leí también el poema. Me pareció fascinante. Me provoca dolor, pues veo a una persona que fue lastimada con un evangelio distorsionado. El Dios de la Biblia es compasivo y misericordioso. Lento a enojarse y dador de gracia. Perdona sin manipulación ni obstáculos. Tanto es su amor, que pagó el mismo el precio de nuestra rebeldía para que pudiésemos acercarnos a El en libertad. Nosotros mismos escogemos nuestro paradero final. ¿Si no quieres saber de Dios aquí, por qué vas a querer que te obligue a estar con El por una eternidad? Amar y temer a Dios no son contradictorios, pues el temor de Dios es un temor filial, no uno servil.

Gracias por este diálogo. Me encanta poder hablar con alguien abierto, como tú. ¡Buen día!

Albrecht Gundelach dijo...

Dios – cuando creía en su existencia - siempre me ha parecido como algo inalcanzable, cómo lo era, en aquellos tiempos para mí el presidente de la república.

Hace algún tiempo atrás, me prestaron un libro de Erich von Dänicken - en un comienzo este autor me impresionó mucho (ahora lo considero más bien cómo un charltán). Y en consecuencia me puse a leer la Biblia, en especial el Antiguo Testamento. Luego comencé a leer a los filósofos que mencioné anteriormente, y también a leer temas científicos.
Cuando jubilé, dispongo de más tiempo y comencé a interesarme de frentón los asuntos religiosos, principalmente el cristianismo. Y me di cuenta que el dios del que me habían hablado el amoroso dios (en alemán “der liebe Gott”), no concuerda en absoluto con el dios descrito en la Biblia. Y que las historias de la Biblia cómo el Génesis, el diluvio, Sodoma y Gomorra, el cruce del Mar Rojo, y tantos otros relatos, simple y llanamente no podían corresponder a la realidad.
Me quedaba Jesús, ya no tenía cómo ubicarlo en el contexto histórico, hasta que me di cuenta que Jesús también es un carácter inventado, que no fue una persona real, sino un personaje ficticio.

Si lees mis artículos sobre ateismo, religión, Dios, la Biblia. Te podrás dar cuenta, los razones que tengo para ser ateo.

Nombras a una serie de historiadores. Ninguno realmente se refiere a Jesús. La parte donde Flavio Josefo se refiere a Jesús, ya está ampliamente reconocido tanto por historiadores, teólogos, etc., que es una adición, una interpolación posterior, una falsificación. El Jesús histórico no existe.

Las supuestas experiencias divinas, “que conocí a Jesús, etc., son emocionales, nada más. También en mi blog hay un artículo al respecto, no recuerdo el título.

Para actuar moralmente no es necesario la creencia en un dios. (Ver los artículos sobre la moral).

Al final escribiste “El Dios de la Biblia es compasivo y misericordioso”, ese es el dios que se crearon los cristianos, que no tienen nada que ver con el dios de los judíos (del Pentateuco).

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, este está bastante largo. Discúlpame de ante mano. Aquí la parte 1

Historiador Cornelio Tácito:
“Consecuentemente, para deshacerse del reporte, Nerón puso el remordimiento e infligió las torturas más esquisitas en una clase odiada por sus abominaciones, llamados Cristianos por la población1. Cristus, de dónde el nombre tiene su origen2, sufrió la extrema penalidad durante el reinado de Tiberio3 a manos de uno de nuestros procuradores, Pontius Pilatus4, y una superstición traviesa, suprimida por un tiempo5, regresó no sólo a Judea6, de donde primero ocurrió este mal7, pero hasta en Roma8, donde todo lo vil y vergonzoso de toda parte del mundo encuentra su centro y se populariza9. En consecuencia, se hicieron arrestos a todos aquellos que se declararon culpables10; entonces, con su testimonio, una inmensa multitud fue condenada, no tanto por el crimen de quemar la cuidad, pero por odio a la humanidad11. A sus muertes se les añadió burlas de todas clases. Cubiertos con pieles de animales, fueron desgarrados por perros y murieron, o fueron crucificados, o condenados a las llamas y quemados, sirviendo de iluminación en la noche cuando ya no había luz del día12. Nerón ofreció sus jardines para los espectáculos, y los exhibía en el circo, mientras compartía con las personas vestido de auriga o permanecía de pie en su carruaje. Por lo tanto, aún en los criminales, que merecían castigo extremo y ejemplar, alzaba un sentimiento de compasión13; pues destruirlos no era, al parecer, para el bien público, sino para saturar la crueldad de un hombre.14“

Historiador Gayo Suetonio Tranquillas:
“Como los judíos en Roma provocaban tantos disturbios instigados por Cristo, él [Claudio] los expulsó de la cuidad.”

Historiador Luciano de Samosata:
“Los Cristianos, ya saben, adoran a un hombre hasta este día – el personaje distinguido que presentó sus novedosos ritos y fue crucificado por ello [...] Como ven, estas criaturas equivocadas comienzan con la convicción general de que son inmortales por la eternidad, que explica el desprecio a la muerte y a la auto-devoción que es tan común entre ellos; y luego, su dador de ley original, les impuso que eran todos hermanos, desde el momento que se convierten, y niegan los dioses de Grecia y adoran al sabio crucificado, y viven de acuerdo con sus leyes.”

Continúa>>>

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, aquí continúo. Discúlpame de ante mano. Aquí la parte 2

Dices: "Las experiencias divinas son emocionales" Es cierto pero no todas son meramente emocionales. Además en muchas ocasiones he podido ver como hasta lo malo obra para bien. También he visto un cuidado amoroso que parecería de "suerte" pero es demasiado específico como para serlo. (Además que ya te había mencionado que no soy supersticioso ni nada de eso)

Dices: "Para actuar moralmente no es necesario la creencia en un dios."
Nunca dije que para ser moral hay que creer en Dios.

Luego dijiste: “El Dios de la Biblia es compasivo y misericordioso”, ese es el dios que se crearon los cristianos, que no tienen nada que ver con el dios de los judíos"

Curioso que refutes que Dios es compasivo y misericordioso. A propósito, saqué la cita del Antiguo Testamento:

Salmos 86:15
"Mas tú, Señor, Dios misericordioso y clemente,
Lento para la ira, y grande en misericordia y verdad"

Y en el Pentateuco vemos en Génesis 28: 20-33, que Dios tuvo compasión de Sodoma y Gomorra. No fue arbitrario y los destruyó por que quiso y ya… El relato cuenta como ya no podía darles más oportunidad. El pecado eran tan extremo que tenía que actuar. Aún así, Abraham "negoció" con El para que Dios tuviese incluso más misericordia y no juzgara a aquel pueblo por sus pecados. Dios concedió que si habían 10 justos como mínimo, no destruiría la nación. Pero sólo había uno: Lot, por lo que envió a que lo sacaran de esa tierra, para emitir su juicio, y el justo no pereciera con el malo.

En los profetas, vemos como Dios envió a Jonás a Nínive porque no quería destruirlos. Tuvo compasión y misericordia de ellos. Jonas, por fin va y predica el arrepentimiento a aquella tierra. Se arrepienten y Dios les perdona. No los destruye.

También en Ezequiel 18:21-22 dice: "21 Mas el impío, si se apartare de todos sus pecados que hizo, y guardare todos mis estatutos e hiciere según el derecho y la justicia, de cierto vivirá; no morirá. 22 Todas las transgresiones que cometió, no le serán recordadas; en su justicia que hizo vivirá."

Dios está dispuesto a olvidar los pecados. Borrarlos todos y darle un comienzo fresco a aquel quien viene a El arrepentido, buscándole.

-------

Entonces, como puedes ver Dios es compasivo y misericordioso. Aunque también es Santo y Justo por lo que no puede celebrar el pecado, pero si está dispuesto a perdonarlo. Solo si la persona tiene el corazón correcto (arrepentido).

De paso, te digo que yo también leí "Chariots of the Gods" al comienzo me pareció interesante y hasta me hizo dudar, pero luego de indagar más llegué a la misma conclusión que tu. Je Je Je.

Nuevamente, gracias por continuar la conversación. ¡Excelente Día!

Albrecht Gundelach dijo...

Rick, referente a la historicidad de Jesús ver ¿Realmente vivió Jesús? (http://pachane.blogspot.com/2012/08/realmente-vivio-jesus.html)

Que un salmo diga que el dios de la Biblia es misericordioso y clemente no demuestra que lo sea. Te recomiendo que leas lo siguiente La Biblia, un libro diabólico (http://pachane.blogspot.com/2012/08/la-biblia-un-libro-diabolico.html).

Lo de Sodoma y Gomorra – suponiendo que fue real – se acusa a la población entera de estas dos ciudades, desde recién nacidos hasta los más ancianos, de ser pervertidos, por lo cual todos se merecen la muerte. Es posible que el escritor quiso escribir una moraleja contra quizás la homosexualidad, lo que sería una intolerancia discriminativo contra personas de distinta preferencia sexual. (Ver en Google Ley Zamudio).

Sólo un ejemplo de la inconmensurable crueldad del dios de la biblia, se manifiesta en el relato de Abraham, cuando le ordena matar a su hijo en demostración del amor de Abraham a ese dios, y luego cuando Abraham está a punto de matar a su hijo, Dios lo detiene. Este dios, omnisapiente, debió haber sabido de antemano cómo iba a actuar Abraham. Además Abraham debe haber estado aterrorizado frente al poder de esa divinidad.
Es lo mismo, si con una pistola en mano le digo a mi hijo mata a tu hijo, para demostrar que me quieres.

Un pecado es un acto contra la voluntad del dios de los cristianos. Como impío (ateo) no cometo pecados, puedo cometer errores, lo hago constantemente, puedo cometer crímenes, delitos, asesinatos, pero no pecados.

¡No veo a un dios compasivo y misericordioso en ninguna parte!

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, Nuevamente escribí demasiado. Discúlpame. Pero con cada comentario que se añade, como que todo es más largo. Aquí la parte 1:

Leí lo que escibió sobre si realmente existió Jesús. Como mucho, refutó uno de los historiadores que te presenté en el comentario anterior. ¿Qué sucede con los demás? Y asumiendo que no hubiese existido ¿Cómo explica el surgimiento del Cristianismo desde el vientre del Judaísmo?¿Cómo explica que personas que, en su opinión, sabían que no era cierto, estaban dispuestos a dar su vida (de manera horrible) por esa "mentira"? Sabemos que hoy día, algunos dan la vida por lo que creen, pero se les enseñó eso desde pequeños, en el caso de los apóstoles ellos sabrían que era mentira. Nadie muere por algo que SABE es mentira. ¿Cómo explica que enemigos de esa "secta" de repente y sin ninguna explicación naturalista cambiaron de ser perseguidores, a uno de los más grandes del naciente movimiento - entiéndase Pablo?

Dices: "Que un salmo diga que el dios de la Biblia es misericordioso y clemente no demuestra que lo sea."

Mi punto es que ese era el Dios que los judíos adoraban. Lo veían como misericordioso y clemente. El que usted no lo vea así, me parece que proviene de sus pre-concepciones acerca del Dios del Antiguo Testamento.

Leí su entrada: La Biblia, un libro diabólico (http://pachane.blogspot.com/2012/08/la-biblia-un-libro-diabolico.html).

Admito que es espeluznante ver todos estos versículos juntos. Pero quizás debe darse a la tarea de juntar todos los otros que Dios muestra su misericordia y clemencia. Ahora bien, debe recordar que DIOS ES EL AUTOR DE LA VIDA. La vida le pertenece. El decide cuándo comienza y cuando termina. EL es el Señor. Aún así, como el no va en contra de su naturaleza incluso El no viola el mandamiento de no asesinar. Para Dios, nadie muere, simplemente los re-localiza. Dependiendo de si pusimos nuestra Fe en El, o no.

Rick Lipsett dijo...

Albrecht, Aquí la parte 2:

Dices: "Lo de Sodoma y Gomorra – suponiendo que fue real "

Si de entrada, piensas que el relato de Sodoma y Gomorra no es real, ¿por qué te molesta que Dios haya destruido esa tierra, si en tu mente, no existe? Además, no fue por el pecado sexual, la única razón de Dios para destruir la ciudad. Estaban corrompidos completamente.


Dices: "Es lo mismo, si con una pistola en mano le digo a mi hijo mata a tu hijo, para demostrar que me quieres. "

La gran diferencia es que Abraham había conocido al Dios creador de todo lo que existe. Ese Dios fue quien le hizo la petición, no una persona mortal y finita como somos nosotros. Abraham sabía que Dios podía hacer innumerables cosas para hacer que todo funcionara. Revivir a Isaac, darle un nuevo hijo, etc… pero al final de cuentas: Dios es el autor y dueño de la vida, no perdía nada en obedecerle, y todo en negarse.

Dices: "¡No veo a un dios compasivo y misericordioso en ninguna parte! "
Me parece que no lo ves, porque no lo quieres ver. pregunto: ¿Si el cristianismo fuese cierto, estarías dispuesto a aceptarlo en tu vida? ¿Qué pierdes en darle una verdadera oportunidad?

Dices: "Un pecado es un acto contra la voluntad del dios de los cristianos. Como impío (ateo) no cometo pecados"

Si Dios existe, no importa si lo admites o no, tus errores son pecados delante de El. Si Dios no existe, pues toda esta conversación exquisita que hemos tenido, ha sido en vano. Mi razón para insistir, es por que confío en tener buenísimas razones (Mi experiencia Subjetiva, Argumento Cosmológico del Kalam, Argumento Teleológico, Argumento del Diseño Inteligente, Argumento por Necesidad, Argumento del Deseo, Argumento desde el Mal, Argumento Moral, Argumento Histórico…) para creer que la respuesta es afirmativa. Dios sí existe y te ama a ti y a mi. Tanto así que para presentar la paga por tus pecados y los míos entregó a su propio hijo, para redimirte. ¡Para salvarnos a ambos!

Con esto concluyo mis reacciones. Creo que podemos estar de acuerdo que no hemos logrado un acuerdo. Ahora, quiero dejarte con esto en mente. Jesús te anhela y quiere que le permitas entrar en tu vida. En El encontrarás tu verdadero propósito, que es conocerle a El.

¡Muchísimas gracias por esta elocuente y muy civil conversación! Fue un placer.